¿Por qué nace el Premio Yoleo?

En el panorama literario actualmente conviven muchos y diferentes premios de literatura infantil y juvenil. Sin embargo, desde Yoleo detectamos que estos premios tienen características similares y que era el momento de crear un premio alternativo, donde los jóvenes tuvieran el papel de jurado.

Desde Yoleo llevamos tiempo trabajando a través de nuestra plataforma para promover la lectura y la comprensión lectora en las escuelas. Por ello, hemos detectado que el desapego que sienten algunos jóvenes hacia la lectura viene dado porque no les damos la libertad de elegir sus propias lecturas. En este sentido y dando un paso más allá, nos preguntamos si no sería atrayente y divertido para ese joven lector que se sintiera protagonista del proceso del libro, convirtiéndolo en el jurado de un premio. De esta manera, empoderamos al joven no solo como lector sino como artífice de sus propias lecturas. Por eso, en el Premio Yoleo nuestros jóvenes lectores decidirán las obras finalistas, porque queremos que sus opiniones cuenten y sean valoradas.

Por otra parte, también detectamos que los premios literarios suelen entregarse a los autores o a las obras, pero no a la editorial dejando de lado a uno de los artífices del proceso editorial. Para reconocer la labor que realizan y para dar visibilidad y ayudar a aquellas editoriales que apuestan por la literatura juvenil, consideramos que el premio Yoleo también debía ser para ellas.

En definitiva, con el Premio Yoleo queremos acercar a jóvenes lectores al mundo editorial, haciéndoles partícipes de este, y a las editoriales a su público potencial, esos jóvenes que queremos convertir en lectores de futuro y que demandan obras que sacien su curiosidad y les contagien la pasión por la lectura.